A veces, duele



A veces, me duele.

Me duelen mis pies.
Por el cansancio del camino recorrido.

Me duelen mis ojos.
Por el bien que no veo.

Me duelen mis hombros.
Por lo que cargo.

Me duelen mis oídos
por el grito de los que no son escuchados.

Me duele mi historia.
Por lo que hice, lo que me hicieron, lo que no hice.

Me duele mi presente.
Por lo que hoy no vivo.

Me duele mi futuro.
Por el miedo a lo que no conozco.

Me duele el corazón,
Y ahí recuerdo que todo tiene sentido en Vos.

A veces, me duele
pero muchas otras tantas no.

Y si a veces duele,
con Vos Jesús,
esas lágrimas de hoy
están regando la Felicidad eterna
porque esas lágrimas
¡están amando!


"Él secará todas sus lágrimas"
Ap 21, 4



Comentarios